Galletas de chispas chocolate y pistacho

Las galletas de chispas de chocolate y pistacho son fáciles de hacer y solo se necesitan unos pocos ingredientes. El sabor casi mantecoso de los pistachos combina perfectamente con el chocolate.

Galletas de chispas chocolate y pistacho

Ingredientes

  • 100 gr. de mantequilla
  • gr. de sal fina
  • 100 gr. de azúcar moreno
  • 100 gr. de azúcar en polvo
  • huevo
  • 200 gr. de harina con levadura incorporada o (200 gr. de harina y  45 gr. de levadura)
  • 60 gr. de pistachos en polvo
  • 100 gr. de chispas de chocolate
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Elaboración de las galletas de chispas chocolate y pistacho

En un bol o en un robot de cocina equipado con batidor, bate la mantequilla con la sal, el azúcar moreno y el azúcar en polvo.
Agrega el huevo y la vainilla y vuelve a batir.
Vierte la harina con levadura y bate hasta obtener una masa en forma de bola.
Agrega las chispas de chocolate con leche y el pistacho en polvo a la masa y mezclado todo bien con las manos.
Coloca la masa en un bol y mételo en el frigorífico.

Cocinando las galletas

Precalienta el horno a 180 ° y coloca una hoja de papel para horno, en una bandeja para hornear.
Forma bolas de masa para galletas y ponlas en filas escalonadas en la bandeja para hornear.

Hornea las galletas en el horno de 12 a 15 minutos.

Retirar del horno, deslizar la bandeja para hornear sobre una rejilla y dejar enfriar las galletas antes de manipularlas para que no se rompan.
Las galletas aún deben estar blandas cuando salgan del horno, se endurecerán a medida que se enfríen.
Para que las galletas chispas chocolate y pistacho tengan éxito, ya sean de pistacho y chocolate o de cualquier otro sabor, el secreto está en la temperatura de la mantequilla.
Se pueden sustituir los pistachos por otras frutas secas o deshidratadas según se desee, como la combinación de arándanos y chocolate blanco.
Puedes conservarlas durante una semana, almacenadas en un frasco de vidrio hermético.