Hummus de calabaza. Un aperitivo delicioso y muy simple y que te permite innovar un poco mezclando calabaza con el tradicional hummus.

Ingredientes para 6 personas

  • 250 gr. de garbanzos
  • 150 gr. de calabaza
  • 1 diente de ajo
  • 50 gr. de crema de sésamo
  • 1 limón
  • Aceite de oliva
  • Un puñado de semillas de calabaza
  • Unos piñones
  • Nueces
  • Sal
  • Perejil

Elaboración

Comenzamos cocinado los garbanzos y la calabaza (para ir más rápido, no dudes en comprar garbanzos ya cocidos). Para los garbanzos, lo ideal es hacerlo el día anterior y tener en remojo los garbanzos en agua durante toda la noche. Luego, se cuecen durante unas 2h y media, o incluso 3 horas en agua hirviendo. Sí es largo, por eso te digo que puedes comprarlos ya cocidos.

Para la calabaza, simplemente cocínala en agua hirviendo, córtala en trozos, manteniendo la piel, digamos unos 20 minutos. Debe estar tierna, así que si no lo está, no dudes en cocinarla durante mas tiempo.

Una vez que los garbanzos y la calabaza estén cocidos, déjalos enfriar.

Mezcla los garbanzos, la calabaza, la pasta de sésamo (tahini) y el zumo del limón. También agrega la ralladura del limón. Si lo deseas, añade también un diente de ajo.

Mezclamos todos los ingredientes, es posible que esté un poco seco al principio, así que agrega gradualmente aceite de oliva para diluirlo.

Mezclar bien hasta obtener una textura cremosa y ligera.

Para servir el Hummus de calabaza, simplemente coloca el hummus en un tazón o plato hondo. Opcionalmente agrega unos garbanzos cocidos enteros en el centro. Luego espolvorea con semillas de calabaza, nueces trituradas y piñones, así como algunas hojas de perejil picadas.