Rape con pomelo y azafrán

El Rape con pomelo y azafrán,  es un plato verdaderamente especial que combina la acidez que proporciona el pomelo con la delicadeza del rape y el aroma del azafrán.

Ingredientes para 6 raciones

  • 600 gr. de rape cortado en dados
  • 1 pomelo
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra
  • 1 ramita de tomillo fresco
  • 1 hojas de té freso
  • Azafrán
  • Sal
  • Pimienta blanca

Elaboración del rape con pomelo y azafrán

Pela el pomelo  y separa los gajos con un cuchillo pequeño y afilado, en un plato hondo para recoger el zumo que obtengas al separar los gajos del pomelo.

Corta el rape (también llamado pez sapo)  en dados grandes y regulares.

En una ensaladera, mezcla el zumo de pomelo con el aceite de oliva, el tomillo, las hojas de te (cortadas muy finamente) un poco de sal y la pimienta blanca.

Añade el rape cortado en cubitos, la mitad de los gajos del pomelo y mezcla todo bien.

Cúbrelo con film transparente y déjalo reposar durante 1 hora en el frigorífico.

Escurre los trozos de rape y cocínalos al vapor de 10 a 12 minutos.

Luego, divide los trozos en platos de sopa y vierte un poco del adobo por el rape, luego añade el azafrán por encima y unos gajos de pomelo.

Servir inmediatamente.

El rape, es un pescado blanco de bajo aporte calórico, con una carne de textura compacta y un sabor similar al de la langosta.

El pomelo, conocido también como toronja no siempre es apreciado porque su sabor que  puede considerarse amargo para algunas personas. Sin embargo, haríamos bien en aprovechar este cítrico ligero y refrescante que está lleno de beneficios para nuestra salud.

Un  segundo plato de pescado sabroso y elegante, perfecto para un almuerzo o una cena especial, si tienes invitados los conquistarás al primer bocado.