Strudel de calabaza y manzana

El Strudel de calabaza y manzana es una variante fragante y deliciosa del famoso postre alemán y, sobre todo, muy fácil de hacer.

Strudel de calabaza y manzana

Ingredientes para 8 raciones

  • 15 ml. de aceite de girasol
  • 35 ml. de agua
  • 135 gr. de harina integral
  • Sal
  • 2 manzanas
  • 200 gr. de calabaza
  • 70 gr. de azúcar moreno
  • 40 gr. de mantequilla
  • 50 gr. de pan rallado
  • 30 gr. de pasas
  • 40 gr. de piñones
  • 30 gr. de almendras fileteadas
  • 1 vaso pequeño de ron
  • 1/2 cucharadita de canela
  • Anís estrellado (al gusto)
  • 1 cucharada de ralladura de limón

Elaboración del Strudel de calabaza y manzana

Corta la calabaza en trocitos pequeños y escáldala en agua hirviendo durante unos minutos. Escúrrela bien y deja que se enfrié en un colador para eliminar el exceso de agua.

Mientras tanto, prepara la masa. Combina el agua y el aceite, una pizca de sal y emulsionar rápidamente. Luego añade el huevo y continua mezclando bien, finalmente agrega la harina tamizada.

Amasa la masa hasta que esté suave, pero no pegajosa. Colócala en un recipiente cubierto con film transparente y deja que repose durante al menos 30 minutos.

Para preparar el relleno, remoja las pasas con una cucharada de agua y un vaso de ron. Tuesta en el horno durante unos minutos los piñones y las almendras laminadas. Reserva.

Pela las manzanas y córtalas en rodajas finas, corta también la calabaza previamente cocida y bien escurrida, añade la ralladura del limón, el anís estrellado en polvo, la canela y azúcar moreno.

Por último, en una sartén, tuesta el pan rallado con la mitad de la mantequilla disponible (20 gr.) y reserva. Ahora, puedes agregar todos los ingredientes a las manzanas y la calabaza (excepto el pan rallado), revuelve bien y estará listo el relleno.

Pon un poco de harina en la superficie de trabajo y extiende la masa con un rodillo, dándole la forma de un rectángulo. Hay que estirar la masa hasta que quede fina y casi transparente.

Una vez estirada la masa, espolvorea el pan rallado por toda la superficie y empieza a repartir todos los ingredientes del relleno. A continuación , enrolla la masa empezando por el lado más largo , dejando el strudel cerrado por la parte inferior, reposando sobre una bandeja de horno con papel pergamino.

Derretir la parte restante de mantequilla y pincelar el strudel, cubrir con un poco de azúcar moreno y hornear a 170 , durante unos 30 minutos.

Puedes acompañar el Strudel de calabaza y manzana con unas frambuesas y helado de vainilla.