Tarta de higos frescos con nueces

Esta Tarta de higos frescos con nueces es un un postre sencillo de elaborar capaz de sorprender los paladares mas exigentes.

Tarta de higos frescos con nueces

Ingredientes para unas 10 raciones

  • huevo 
  • cucharadita de extracto de vainilla
  • cucharadas de agua
  • 250 gr. harina integral
  • 40 gr.de azúcar blanca
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 1acucharadita de sal
  • La ralladura 1 limón
  • 80 gr. de mantequilla sin sal 

Para el relleno

  • 500 gr. de higos maduros
  • 60 gr. de azúcar moreno
  • 75 ml. de brandy
  • taza de agua
  • La ralladura de 1 naranja
  • 250 gr. de nueces picadas gruesas
  • Azucar glass

Elaboración de la Tarta de higos frescos con nueces

En un bol bate el huevo, la vainilla junto con un poco de agua. Reserva.
Coloca la harina, el azúcar, la levadura, la sal y la ralladura de limón en un procesador de alimentos y mézclalo bien.
Añade la mantequilla en trozos sobre la mezcla de harina y procesa hasta que se integre bien la mantequilla.
Con la máquina en funcionamiento, agrega la mezcla de huevo y vainilla y procesa hasta que se incorporen todos los ingredientes líquidos.
Retira la masa del procesador de alimentos y amásala con las manos suavemente hasta que este compacta. Envuelve la masa en papel film y guárdala en el frigorífico durante al menos 2 horas.
Saca la masa del frigorífico, y colócala sobre un molde para tarta de unos 25 cm. con fondo removible. Presiona la masa contra los lados del molde, reparando roturas o grietas si es necesario. Quita el sobrante para eliminar el exceso de masa.

Para el llenado

Mientras tanto, pon los higos, junto con el azúcar, el brandy y el agua a fuego lento en una cacerola mediana. Cocine a fuego lento, revolviendo ocasionalmente, hasta que el líquido se evapore y los higos estén tiernos
Agrega  la ralladura de la naranja y las nueces picadas en trozos que no sean muy pequeños y deja que enfríe a temperatura ambiente.
Calienta el horno a 325 grados.
Extiende la mezcla de higos y nueces de manera uniforme en la tarta.
Hornea de 25  a 30 minutos hasta que los bordes de la tarta estén ligeramente dorados.
Cuando este cocinada, deja enfriar la tarta a temperatura ambiente, durante unas 3 horas.
Justo antes de servir, espolvorea la tarta con azúcar glas  y sírvela acompañada con helado de vainilla.